top of page

Las mujeres puzzle

En octubre del 2021 la embajadora de Chile en Alemania, Cecilia Mackenna, otorgó el “Premio Estrecho de Magallanes a la Innovación y Exploración con Impacto Global” al Dr. Bertram Nickolay, por la invención del software llamado ePuzzler, que permite reconstruir documentos rotos o triturados, así como fragmentos arqueológicos, con la ayuda de algoritmos de procesamiento de imágenes y reconocimiento de patrones, primero digitalmente y luego físicamente.


Los medios de la época, incluyendo los internacionales, destacan el premio de forma escueta. En Chile pasó casi desapercibido, incluso para los programas que cubrían los temas tecnológicos.


Hasta antes del software, la tarea de reconstruir los trozos de papel destruidos por la Stasi en la Alemania Oriental, tras la caída del muro y para evitar las incriminaciones, era encomendada a personas comunes y corrientes, principalmente mujeres (se les llamó "mujeres puzzles").


Cuando se vio acorralada, la policía secreta comunista comenzó a destruir rápidamente los archivos, primero con máquinas especiales para ese efecto, que finalmente no dieron abasto (se encargaron más a la Alemania Federal) aún así, el archivo de las represiones era de tal caudal que las máquinas o se averiaron o se hicieron pocas. Entonces la destrucción siguió incluso a mano, todo se hacía en secreto y puertas adentro, e imagino que hacer enormes hogueras en la calle no cumplía ese objetivo. Aun así se quemaron muchos archivos, hasta que en enero de 1990, el pueblo tras ver humo en las chimeneas, se parapetó a las afueras de las oficinas centrales, construyó un improvisado muro simbólico a las afueras del edificio, y exigió el cese de las quemas. La burocracia en la policía estaba tan arraigada, que picaron muchos archivos pero los dejaron en el mismo saco, esto ayudó, en parte, la tarea de las mujeres puzzle.


Aún así, el doctor Nickolay calculaba que el trabajo de reconstrucción manual de los archivos destruidos, tardaría unos 700 años.


Había algo más que la motivación cultural en el científico para crear el software. También existía una terrible motivación sentimental. En los peores momentos de la RDA, Bertram Nickolay era amigo íntimo del escritor disidente Jürgen Fuchs, quien murió de leucemia en 1990. El primer encuentro de Fuchs con el régimen, fue a los18 años cuando lo citaron ante el director de la escuela y le pidieron que testificara contra uno de sus profesores, que había simpatizado abiertamente con la Primavera de Praga y, por lo tanto, fue suspendido de su trabajo poco después.


Tras una sostenida lucha contra el régimen, que le costó la expulsión de su universidad y la imposibilidad de encontrar trabajo (además de ser sometido al consabido proceso de desmoralización) el 29 de noviembre de 1975, dice el archivo de su causa, Fusch fue detenido por la Stasi acusado de sospecha de "agitación contra el estado". En sus publicaciones había "discriminado contra el estado y otras condiciones sociales en la RDA."


Según investigadores que han estudiado los métodos de castigo y torturas de Erick Mieckle, el Armeegeneral de la RDA y director de la Stasi, Fusch habría sido sometido a sesiones de irradiación radiactiva que le habrían gatillado la leucemia.


Finalmente así es como se explicaría la motivación última del software de Bertram Nickolay:

"Si puedo reconstruir la página que demuestre que Jürgen fue sometido a un baño radiactivo que le causó la muerte, le habré hecho justicia a mi amigo y a todas las víctimas anónimas de ese sistema".

留言